Proceso creativo

Con temblores en los dedos y palmadas de aliento, con síndromes y patologías, siempre un hecho y pocas veces deshecho, las ganas inmensas de un traductor de deseos, de una línea recta de pasos a seguir. Pero no, la vida no ha sido hecha así.

Me encontraba una vez más destruida en mi pensamiento, envuelta en mi cotidianidad, pensando y haciendo que nada más allá me daba el placer de verme diferente.

Parecía no haber salida, ritmo, tono o sentimiento, pero me había creído la mentira: que de nuevo todo estaba bien, que una vez más me hacia vibrar la vida y su naturalidad.

Era una terrible costumbre sentarme a no pensar, el dilema de la preocupación, víctima de mi propio error. Y tal vez eso, una vez más me salvó.

Ella, mi amiga, me conocía de otro modo, uno que pocos entienden, que casi ninguno siente y que cuando lo tienes ¡Pobre de ti! eres presa de todo, menos de ti.

Lo intenté, me costó, seguí hasta el fin, parecía que me hablaba a mí, que describía mi sentir, mi pensar, mi ser, mi hacer, YO.

No lo logré por completo, soy débil y caí ante el deseo de poco hacer, de lo que siempre hago, de lo que siempre digo. No completé la tarea, no se si lo haré, pero de algo estoy segura; me acordé.

Ella, la que no era mi amiga, decía que había musas, que había palabras en el viento, susurrando y pidiendo ser escritas, palabras que sin sentido tenían todo, el ritmo, el tono y el sentimiento y que a veces, aunque no hagan sentido para todos, se sienten más que aisladas o perdidas en el tiempo.

No sé cómo lograr deshacerme de eso, no sé cómo dejarme de lado y dedicarme por completo, el castigo de demasiada responsabilidad, el pensar que estaré mal me atrapó. Soy más que una sola cosa, pero esa es la que me hace vibrar.

Describo mi pasado, pienso en lo que es ahora y me veo totalmente rota, diferente a lo que soñé, sin embargo, el futuro pinta color miel.

Si las musas, si las palabras del viento me susurran y yo me encuentro incapaz de atraparlas, incapaz de escribirlas, de enjaularlas, de hacerlas mías; me deprimo, me frustro, me siento incapaz y es una batalla de egos.

Mi proceso es parecido al tuyo, el proceso está en el ser, en el hacer, en el sentir.

Ella, mi amiga: www.sleepless-sin.tumblr.com

Ella, la que no era mi amiga: https://www.ted.com/talks/elizabeth_gilbert_on_genius?language=es

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s