El pasado huele a humedad

Hace tiempo, cuando intentaba arriesgarme, intentaba sin intentar, conocí y lo vi, pero no es lo mismo, jamás ha sido igual, ni se parecerá.

Intento juntar viejas palabras, mezclarlas con las nuevas y en la licuadora crear una malteada de: averquecosa.

La chica del espejo.

No sé que tan real pueda sonar, pero aquí estoy y hoy por la mañana de nuevo sucedió, algo que siempre pasa, ¿No es increíble? ¡Siempre pasa!

Me miré al espejo y ¡si! de nuevo era yo, parece tan común, pero no lo puedo olvidar..

Quisiera saber si en realidad detrás del espejo aún habitan personas, aún existe ese motivo casi subliminal que los hace moverse por el extenso pasillo sin final, conducidos por el significado de lo que nadie sabe si existe de verdad, pero cruelmente se dejan llevar.

No se compara la mentalidad de la señorita espejo y la mía, no se compara la claridad de la anterior propuesta, no se compara lo de hoy con lo de ayer, es simplemente un motivo de vida, una luz en la tetera de noche antes del amanecer..

Sigamos pensando que lo inhabitable atrás del espejo es un ritual sin final, con claridad íntima, son espectros muy parecidos a mi, porque la señorita del espejo tiene claro que no es igual a mi.

No tendrías porque saberlo..

Crucifiqué mi espíritu de libertad cuando te conocí, me sentía volar pero cual mariposa mi tiempo terminó fatal.

Escribamos juntos más que un álbum de canciones, más que una historia sin final, más que un poema al arte.

La hoja que me ha hecho tropezar, encuentra en mi algo sobrenatural y le ponen tu nombre al pensar que así será más fácil reconocerte cuando llegues a entender lo especial de mis palabras sobre la nada.

Me demuestra tanto el simple hecho de cómo en una noche comenzaste a hacerte parte de lo que no tenía mayor sentido.

Suplico encuentres otro sentido a lo que digo, lo he dicho claro más de una vez pero la monotonía no ha querido serme fiel.

Giro una vez más, salto sin parar, ruedo sobre el pasto que es cada vez más gris, camino sobre la arena que tiene un nuevo matiz, corro sin quererte encontrar, pero no puedo escapar de ti, estoy sumergida en algo que no es para mi.

Ya no hay más aquí.

Advertisements

4 thoughts on “El pasado huele a humedad

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s